XXI Festival de la canción: “TuYo Soy”

“Nos hiciste, Señor, para ti y nuestro corazón está inquieto
hasta que descanse en ti” (San Agustín).
“Vuestra soy, para vos nací,
¿qué mandáis hacer de mí?” (Santa Teresa).

 

Este año se ha celebrado la edición número 21 del Festival de la Canción JAR y el lugar elegido ha sido la ciudad de Salamanca. Al finalizar el año de celebración del V Centenario del nacimiento de Santa Teresa se quiso buscar una ciudad que fuera teresiana y agustiniana al mismo tiempo. Salamanca, ciudad por la que han pasado San Juan de Sahagún (patrón de la ciudad), Santo Tomás de Villanueva, fray Luis de León, Madre Mariana de san José, nos ha acogido y llenado el corazón de interioridad agustiniana y carmelitana. El colegio Santo Tomás, de la provincia de san José, nos ha ofrecido el alojamiento, demostrando una hospitalidad fuera de serie.

El lema “TuYo Soy” recoge la conocida frase de Agustín en las Confesiones: “Nos hiciste, Señor, para ti” y la también conocida frase del poema de Teresa: “Vuestra soy, para vos nací”. Las mayúsculas en la palabra “TuYo” no son un error: manifiesta que hay una relación de amor entre Dios y nosotros. Somos un “tú” pensado desde toda la eternidad. Somos queridos y elegidos desde siempre y podemos dirigirnos a un “Tú” con mayúscula que sostiene nuestro “yo”.

Más de doscientos participantes han vibrado con las actividades y celebraciones en el encuentro. El viernes por la noche comenzó todo con la acogida, la presentación y la oración de la noche. El sábado se realizó una gymkana por la ciudad, deteniéndonos en los lugares más representativos con relación a los santos nombrados al principio: universidad, catedral, convento de las agustinas, convento de los agustinos, Plaza de los Bandos… Por la tarde gozamos con el Festival, preparado hasta el último detalle y en el que todos los asistentes tuvieron su momento de participación. Guadalajara se llevó el premio a la mejor canción, Donosti a la mejor letra y Granada a la mejor música. Por la noche celebramos una Vigilia de oración, pero esta vez fue por grupos y cada uno de ellos pudo alabar, dar gracias, pedir e interceder, para acabar todos juntos en adoración ante el Santísimo. El domingo se clausuró el encuentro con la Eucaristía en Alba de Tormes, lugar en el que se encuentran los restos de santa Teresa. Presidió la celebración el provincial, Carlos María Domínguez, que animó a todos a la amistad con Jesús, tal y como hicieran Agustín y Teresa.

Las JAR ha cantado este fin de semana que se han encontrado con Jesucristo, que se sienten amadas por Él, que les llena la vida. Salamanca ha sido un gran corazón, flechado y en llamas, que ha acogido nuestra alegría y compromiso de ser y testimoniar una vida con Dios. Es la mejor muestra de agradecimiento que podemos hacerle a Agustín y a Teresa, recogiendo el testigo de interioridad que ellos nos ofrecen. Juntos cantamos y gritamos: “¡Tuyo soy!”.

12032238_496734397167804_3680926194402935402_nAQUÍ TODAS LAS FOTOS

Esta entrada fue publicada en Festivales, Sin categoría y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.